El lobby marroquí en Washington está detrás del artículo del WSJ sobre el Sáhara Occidental.

SaharaOccidental-Marruecos-Estados Unidos-ocupación.

WASHINGTON, 12 Noviembre de 2019 (ECSaharaui) -





Redacción Lehbib Abdelhay/ECS actualización APS.


El artículo publicado en el periódico estadounidense The Wall Street Journal (WSJ) sobre el Sáhara Occidental fue pagado y sugerido por la firma de cabildeo "SGR Government Relations & Lobbying", a la que Marruecos soborna para influir en la posición de Estados Unidos sobre el tema saharaui, según informa Al-Monitor.




Según las nuevas revelaciones de este diario, especializado en asuntos del Medio Oriente, los cabilderos de la firma SGR se reunieron con Dion Nissenbaum, el autor de este informe relacionado con el Sáhara Occidental, cinco veces seguidas antes de viajar en mayo a los territorios ocupados del Sáhara Occidental para proporcionar una lectura distorsionada y confusa, presentada principalmente por las conclusiones expuestas por el jefe de la diplomacia marroquí, Nasser Bourita.

El reportero del Wall Street Journal, autor del artículo, afirmó que la Casa Blanca "no apoya la creación de una nueva nación africana". Citando el registro de actividades de SGR durante los seis meses anteriores a septiembre, Al Monitor dijo que los cabilderos del gabinete estadounidense enviaron una docena de mensajes a Dion Nissenbaum durante y después de su viaje al Sáhara Occidental ocupado.

Como compensación, SGR recibió 90,000 dólares del gobierno marroquí durante este período, según las mismas fuentes. Una prueba abrumadora de la interferencia del lobby marroquí en la línea editorial de este prestigioso periódico estadounidense que aboga por la "integridad e independencia" en sus artículos.

Aún más intrigante, Marruecos, que ha estado imponiendo un bloqueo a los medios de comunicación en el Sáhara Occidental durante años, "permitió al reportero del Wall Street Journal el acceso al Sáhara Occidental, señala Al Monitor.





Contactado por Al Monitor, The WSJ dijo que su periodista "entró a El Aaiún con la autorización del gobierno marroquí, un requisito para cualquier periodista interesado en informar en la región del Sáhara Occidental "pero sin reconocer la obvia interferencia. Justo después de la publicación de este artículo en agosto pasado, el Frente Polisario reveló que el informe en cuestión se realizó después de una visita del periodista estadounidense a los territorios ocupados, organizada para él por la Dirección de Inteligencia y Contrainteligencia Extranjera de Marruecos. (DGED) bajo la cobertura del Ministerio de Asuntos Exteriores de Marruecos.

El Ministerio de Información saharaui, entonces, denunció: "una información errónea que presenta las conclusiones expuestas por el ministro marroquí de Asuntos Exteriores, Nasser Bourita, como si fueran la posición oficial de Estados Unidos".

Además, "el periodista se basó exclusivamente en la redacción de su texto en su conversación con el Ministro de Relaciones Exteriores de Marruecos, y dejó en claro que su fuente estaba compuesta exclusivamente por diplomáticos marroquíes y occidentales", dijo el ministro de información saharaui en un comunicado. (APS) 55361/400.

Publicar un comentario

0 Comentarios