Activistas y periodistas revelan en la ONU la implicación de autoridades marroquíes en las redes de inmigración ilegal y trata de personas

GINEBRA, Suiza, 05 Julio de 2019. -(ECSaharaui)

Por Ali Brahim Mohamed/ECS

Subsaharianos en la vala de Ceuta 

Un grupo de investigadores y periodistas expertos ​​en inmigración ilegal y tráfico de seres humanos destapó este jueves, en un taller sobre migrantes y refugiados en el Consejo de Derechos Humanos de la ONU, la participación del régimen marroquí en el nefasto negocio de la inmigración ilegal hacía Europa.

En una intervención, el Coordinador del Comité Nacional Saharaui de Derechos Humanos en Europa, Hassan Amelid, destacó que "el flagelo de la inmigración ilegal y la afluencia de migrantes hacia Europa no es más que un papel de presión utilizado por el régimen marroquí contra los países europeos para obtener apoyo para su política "maliciosa", encubrir sus graves violaciones de los derechos humanos y ganar votos en apoyo de su presencia ilegal en el Sáhara Occidental", ha denunciado el jurista saharaui.

Por otra parte el jurista ha acusado a las autoridades de Rabat de empujar a los jóvenes saharaui a huir a Europa a través de la inmigración ilegal. También hizo un llamamiento a la comunidad internacional para que aborde la política "maliciosa" del régimen expansionista marroquí en materia de inmigración ilegal, tráfico de personas y drogas, en la que pretende alcanzar objetivos políticos y económicos a expensas de dejar a la región europea con inmigrantes ilegales y hacer caso omiso de sus derechos.

Por su parte, el alcalde de Nápoles, Italia, reiteró la solidaridad del ayuntamiento con los inmigrantes y los refugiados, y condenó el trato inhumano al que son sometidos en Marruecos y Libia, confirmando la veracidad de los testimonios de algunos migrantes y reportajes de prensa.


Periodista destapa el millonario negocio de traficantes de migrantes

La periodista canadiense Lauren Southern asegura en su último documental 'Borderless' que una red criminal soborna a las autoridades marroquíes para salir del país hacia Europa.

El documental incluye una serie de testimonios fotográficos de migrantes africanos de países subsaharianos confirman que llegaron a Europa a través de los puertos de Marruecos y a bordo de barcos. Cada uno de ellos pagó entre 2.000 y 4.000 de euros a redes especializadas en inmigración ilegal que trabajan en coordinación con las autoridades marroquíes para asegurarles la entrada en sus puertos antes de emigrar a España.

Publicar un comentario

0 Comentarios