Los bombardeos de Arabia Saudita dejan más de 91.000 muertos en Yemen



El Aaiún, 22 Junio de 2019. -(El Confidencial Saharaui)

Por El Hadj Mohamed Lamin/ECS AGENCIAS | 


REUTERS / ABDULJABBAR ZEYAD - Archivo

Al menos 91.600 personas murieron hasta ahora en la guerra en Yemen, incluyendo 8.000 civiles víctimas de ataques directos de la coalición liderada por Arabia Saudita y sus aliados, informó una ONG que coteja datos de conflictos alrededor del mundo.

La guerra comenzó a fines de 2014 con la toma del norte y centro del país árabe por los huthies, lo que forzó al gobierno a abandonar la capital, Sanaá.

Meses después, en marzo de 2015, una coalición de países musulmanes sunnitas, liderada por Arabia Saudita y con apoyo logístico de Estados Unidos, lanzó una guerra cruel que sigue hoy en día.


En una ofensiva sangrienta, los ataques aéreos de la coalición, la mayoría de ellos sauditas y de Emiratos Árabes Unidos, han alcanzado escuelas, hospitales y casamientos y matado a miles de civiles yemeníes.

Los hutíes, por su partes, han usado drones y cohetes para atacar objetivos dentro de Arabia Saudita, incluyendo aeropuertos y un oleoducto, y barcos en el mar Rojo, al sur de Yemen.

Los civiles se han llevado la peor parte del conflicto, que según la ONU ha desatado la peor catástrofe humanitaria del mundo.

La G Armed Conflict Location & Event Data Project (Proyecto Datos de Ubicación & Eventos de Conflictos Armados) presentó el pasado 19 de junio una nueva estimación de víctimas de la guerra tras completar análisis de datos de los primeros meses de 2015.

ACLED, por su siglas en inglés, dijo que unas 17.100 personas fueron registradas como muertas en 2015, que fue el segundo año entre los más letales del conflicto después de 2018.

La G agregó que 11.900 personas murieron este año, comparadas con 30.800 en 2018, informó la cadena CNN.

"La organización señaló que la coalición saudita y sus aliados del Ejército yemení fueron responsables de más de 8.000 de las 11.700 muertes registradas por ataques directos contra civiles, y que los hutíes y sus aliados fueron responsables del resto."


"Estos datos son tanto una herramienta como una advertencia: la comunidad internacional debe usarlos para ayudar a comprender, supervisar y en última instancia resolver el conflicto antes de que la situación se salga aún más de control", dijo la directora ejecutiva de Acled, Clionadh Raleigh.

Los datos cubren todas las situaciones bélicas posibles, desde ataques aéreos y de artillería a combates entre las diversas fuerzas que luchan, atentados y represión de protestas.

La G dijo que la información no incluye a quienes murieron por desastres humanitarios causados por la guerra, como la hambruna.

Publicar un comentario

0 Comentarios